¿Qué es la inseminación artificial?

La inseminación  artificial, es un procedimiento simple con pocos efectos secundarios, y puede ayudar a algunas parejas que no han podido quedar embarazadas.

¿Qué es la inseminación artificial?

La inseminación artificial es un método de tratamiento de fertilidad utilizado para entregar el esperma directamente al cuello uterino o al útero.

¿Cuales son los procesos para la inseminación artificial?

Existen dos principales procesos para la inseminación artificial: la inseminación intrauterina (IUI) y la inseminación intracervical (ICI). También se puede tomar medicamentos para estimular el crecimiento del folículo ovárico y aumentar las posibilidades de concepción.

ICI

ICI es un tipo de inseminación artificial que consiste en insertar un  esperma en el cuello uterino. Este es el pasaje justo afuera del útero. Este enfoque se puede utilizar en el consultorio de un médico o en el hogar.

Los pasos para este proceso son:

  • Debes controlar tu ciclo de ovulación utilizando un método de calendario, ultrasonido, o una combinación de estos. A veces, tu médico puede recetar medicamentos para inducir la ovulación y aumentar la probabilidad de que una mujer libere múltiples óvulos.
  • El médico insertará el esperma en la vagina con una jeringa especial. Otra opción es colocar el esperma en un capuchón cervical que se inserta en el cuello uterino y permanece durante un período de tiempo determinado.

En aproximadamente dos semanas, se realiza una prueba de embarazo para determinar si el proceso de inseminación fue exitoso.

Un médico puede recomendar que una pareja busque inseminación artificial:
 – Después de seis meses de tener relaciones  sin protección si la mujer es mayor de 35 años.
   – Después de un año de tener relaciones sin protección si la mujer es menor de 35 años.

IUI

IUI es un procedimiento que consiste en insertar espermatozoides más allá del cuello uterino y directamente en el útero.
Los pasos para este proceso son similares a los de ICI, pero generalmente se realizan en el consultorio de un médico y con esperma especialmente preparado.
El semen se “lava” para eliminar las proteínas potenciales que podrían afectar la fertilización. Esto hace que los espermatozoides estén más concentrados, esto aumentará la probabilidad de quedar embarazada.
El médico usará un instrumento especial llamado espéculo para facilitar el acceso al útero.

Conclusión.

La inseminación artificial es un tratamiento que brinda a muchas parejas, incluidas parejas del mismo sexo y mujeres solteras de todo el país, la oportunidad de quedar embarazadas después de tener dificultades para concebir. Si una mujer ha tenido dificultades para quedar embarazada o desea recibir ayuda para concebir, debe hablar con su médico sobre las opciones de tratamiento de fertilidad.

Sin comentarios

Los comentarios están cerrados