¿Qué es la estimulación prenatal?

La estimulación prenatal es una escuela donde los padres van a ser los profesores y el bebé que aún esta en el vientre va ser el alumno. Por esto, es muy importante esperar a que el bebé tenga ya desarrollado sus sentidos para que pueda percibir las técnicas de estimulación.

¿Cuándo iniciar la Estimulación Prenatal?

La Estimulación Prenatal está recomendada a partir del quinto mes de embarazo o pasadas las 20 semanas porque en este momento ya lo sentidos del bebé están completamente desarrollados y porque ya en su cerebro las neuronas van empezar a hacer conexión entonces el bebé va ser capaz de procesar la información aunque sea de manera rudimentaria.

¿Por qué hacer estimulación prenatal?

Cuando hablamos de estimulación prenatal se sugiere hacerla de la manera más natural posible. Si bien es cierto que la estimulación puede despertar muchas habilidades, lo importante es vincularnos con nuestro bebé antes de que nazca.

Involucrar al papá en estas actividades y en general durante el avance del embarazo contribuye a este acercamiento.

Técnicas.

Podemos utilizar diversas técnicas para estimular a nuestro bebé, incluso puedes inventar alguna porque no hay herramientas estrictas ni rígidas. Hazlo acomodándote según tu gusto y necesidad.

Algunas técnicas son:

Técnica Visual: Podemos utilizar luz artificial para que de alguna manera él bebe perciba algo de la luz exterior.

Técnica Auditiva: Utiliza instrumentos musicales, discos  o cuentos cortos porque si bien es cierto que el bebé escucha nuestra voz, no está despierto mucho tiempo.  Recuerda hablarle en su idioma natal.

Técnica Táctil: Usando artículos con texturas como una pelotita , un peluche o con tus manos con un poco de aceite o crema, acaricia tu pancita para estimular el sentido del tacto de tu bebé.

Acompañen las actividades con música clásica (por ejemplo, de Bach, Vivaldi, Corelli, Mozart y Handel), o melodías tranquilas tú agrado.

Para estimular el sentido del oído del bebé podemos utilizar discos de música, así el bebé irá reconociendo algunas melodías. Es importante no dejar correr todo el disco porque el bebé tiene un tiempo de actividad máximo que usualmente es de 15 a 30 minutos.

Otra técnica de estimulación prenatal para favorecer la comunicación con nuestro bebé es la del ‘teléfono materno’. Esta requiere una manguera con un embudo en cada uno de los extremos para poder conversar con nuestro bebé. Coloca un embudo directamente sobre tu ombligo y otro en la boca. A través de este embudo puedes cantar, contar cuentos, y hablar a tu bebé.

¿Es necesaria?

Según varios estudios realizados, los bebés que han sido estimulados antes de nacer: se muestran más alertas y sociables con el medio, duermen mejor y son capaces de calmarse al escuchar la voz de mamá/papá o alguna música tranquila (sobretodo si la han escuchado dentro de la panza). Demuestran una mayor capacidad de aprendizaje y mayor potencial para desarrollarse en diferentes áreas.

Pero lo más importante de este proceso es que favorece el vínculo entre los papás y el bebé, se conocen y se comunican, al conectarse a través de la estimulación prenatal están sentando las bases para una relación segura y saludable. Ahora que ya sabes de que trata, ¿te animas?.

 

(Texto de EMBARAZO CONSCIENTE ).

Sin comentarios

Los comentarios están cerrados