¿Dónde están las amigas de mamá?

Que levante la mano la persona que perdió una amiga o varias amigas durante el embarazo o posparto. Si es tu caso, tranquila esto es un proceso normal que necesitas comprender. 

La amistad es un vínculo estrecho que se forma entre dos personas o un grupo. Este tipo de relación suele estar basado en la confianza, el afecto, la lealtad, la simpatía y el respeto que se depositan, de manera recíproca, los miembros de la relación, explica Aesthesis, una institución dedicada a la Terapia Psicológica en Madrid. 

Tu nueva prioridad

Ahora tu mundo se rige por tu bebé por lo que seguramente tus prioridades van a cambiar y quizá en lugar de contarle a tu mejor amiga decidas acudir con tu mamá, suegra o tu prima que también tiene hijos. El embarazo se volverá tu nuevo tema favorito y es de lo más normal. 

Una amistad es de dos (¿Amigas de mamá?)

A veces esperamos que nuestro mejor amigo o amiga se convierta en receptor de todo lo que acontece en nuestra vida, descuidando la reciprocidad. Debes tener claro que el hecho de que una persona sea nuestro amigo, no quiere decir que debe satisfacer todas o muchas de nuestras necesidades.

Siéntete agradecida

La amistad, como cualquier relación, dura el tiempo necesario para ayudarte a crecer. Si bien existen amistades que duran toda una vida, existen otras que únicamente están a nuestro lado cierto lapso.

Las personas nos acompañan durante ciertos procesos de crecimiento y llegan a nuestra vida para enseñarnos cosas nuevas, apoyarnos y sumar en muchos aspectos pero, ¿qué pasa cuando viene una nueva etapa y esa gran amiga especial no puede acompañarte de la forma que deseas?

Es importante comprender que tanto tú como ella están viviendo una etapa distinta, ni mejor ni peor, simplemente diferente por lo que es normal que la distancia pueda manifestarse entre ambas.

Nuevas amistades 

De acuerdo con una investigación publicada en National Library of Medicinedurante el embarazo, las mujeres parecen estar especialmente abiertas a considerar sus estilos de vida, tomar decisiones sobre cómo desean ser mamás mientras reflexionan sobre la crianza que ellas mismas recibieron y anticipan y se preparan para los cambios en sus relaciones más importantes. 

Es vital que durante el embarazo conozcas a nuevas mujeres que están pasando por la misma situación para que ambas sean de mutuo apoyo. Para los especialistas, las clases prenatales brindan una oportunidad para que las mujeres conozcan a otras futuras mamás quienes atraviesan la misma transición de vida. “A menudo buscan un nuevo grupo de amistad porque tienen amigos existentes, quienes no tienen hijos o quienes están enfocados en el trabajo”.

Este mismo estudio acentúa los beneficios de la amistad, por ejemplo se ha encontrado que el apoyo reduce el riesgo de depresión por lo que promover el bienestar y la felicidad de las mujeres en la transición a la maternidad salvaguarda la salud mental, física y social, incluso de los de los bebés, pues una mujer feliz es una madre plena. 

El mejor momento para ser resiliente

La resiliencia es el proceso de adaptarse bien a la adversidad. Consiste en mantener flexibilidad y balance en tu vida en la medida que afrontas circunstancias difíciles, define la American Psychological Association.

Si una o varias amigas han desaparecido de tu vida durante la etapa en la que te estás preparando para ser mamá o después de dar a luz, agradece el tiempo que convivieron y lo mucho que mutuamente se han ayudaron en los años pasados. Comprende que este alejamiento no es personal, ambas están viviendo su vida y creciendo pero en diferentes planos.

Sin comentarios

Los comentarios están cerrados